jueves, 1 de marzo de 2012

Los comienzos

¡Qué difícil se me hace siempre comenzar!

Yo misma me siento ahora mismo súper atascada con este blog así como otras cosas que se presentan en mi vida. Y es que todo el mundo ha tenido que comenzar algo alguna vez, por eso mismo sabréis de qué os estoy hablando y de lo complicado que se vuelve todo cuando ocurren cambios. 

Esos propósitos que siempre nos ponemos cada principio de año o incluso a mitad y que luego siempre nos los volvemos a encontrar al año siguiente. Pero confiar, porque llegará el día en que por fin podáis borrar ese hecho de la lista y sentiros bien por haber comenzado. 

Y ya sé, que los comienzos siempre cuestan, algunos más que otros, pero luego es muy grata la recompensa que se lleva uno mismo al realizarlo. Por eso, os animo a que nunca dejéis de comenzar algo por miedo o simplemente por vagancia. 






No hay comentarios:

Publicar un comentario